Personalidades promedio

El siguiente escrito es simplemente un comentario acerca de las personalidades, no soy ni filósofo, ni psicólogo, ni muy inteligente. Así que los siguientes párrafos no tienen ninguna validez y deberían ser tomados y leídos solamente como la opinión de una persona.

¿No les parece que somos sospechosamente similares a nuestros amigos? En un famoso artículo llamado “The Ripple Effect” publicado en el 2002, se demostró que la actitud de una persona puede influenciar al comportamiento de un grupo. Incluso estudios recientes de robótica han comprobado como el comportamiento de un robot que colabora en un equipo de personas puede cambiar la actitud de los participantes hacia el robot y entre ellos. Saliéndonos un poco del mundo académico, es bien conocido entre los padres que el grupo de amigos influye bastante en el comportamiento de sus hijos, así mismo, todos conocemos esa persona que no es la misma desde que empezó a “llevarse esa otra persona”. Pero no creo que te estoy diciendo nada que no sabías.

Las personas en general tenemos el asqueroso defecto de ver a los demás desde un nivel de superioridad, en donde sentimos el derecho de calificar a cada persona según nuestros perfectos estándares. Siendo nosotros la norma, el no-va-más, la fuente del bien y el mal. Si no estás de acuerdo conmigo, ¿no es eso lo que hacemos cuando “chismoseamos”? De una manera u otra, yo lo estoy haciendo también en este momento.

Todo el mundo tiene su voz y el derecho de dar nuestra opinión sobre el resto, el problema aparece cuando queremos juzgar a nosotros mismos, pues nuestros sentidos sirven para recolectar información del exterior, si ni siquiera podemos utilizar nuestra propia mano para comprobar si tenemos fiebre. Estoy seguro que todos hemos atacado a otros y defendido nuestros actos diciendo: “Tú hiciste esto mal, yo también, pero *en mi* es diferente porque…” lo mas triste de esto es que al no poder usar nuestro *medidor del bien y el mal* con nosotros mismos, estamos convencidos que actuamos de la mejor manera.

Todo esto para decirle, mi estimado, que si quieres saber en realidad quien eres, tu opinión sobre ti mismo no es la fuente más confiable. ¿Deberíamos entonces confiar en la opinión de nuestros amigos? Sin duda no se la puede desestimar, pero tampoco puede tener un gran peso, pues volviendo al inicio, si nuestra personalidad es influenciada por nuestro grupo social, su opinión carece de imparcialidad. Creo yo que la mejor forma de encontrar nuestros defectos es juzgar duramente a las personas con las que eliges estar.

Comentarios/opiniones/críticas muy bienvenidas.

Anuncios

Un comentario sobre “Personalidades promedio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s